¿Cepillo eléctrico o manual?

Ya hemos hablado con anterioridad sobre higiene dental,

 

cómo debemos lavarnos los dientes, cómo limpiar las zonas interproximales, el uso de enjuagues… sin embargo, no hemos entrado en el eterno debate que hay con los cepillos.

 

¿Es mejor el eléctrico o el manual? lo primero que haremos será ver las diferencias principales entre ellos dos.

  1. Cepillos manuales: son los cepillos dentales básicos que ya conocemos, con un mango de plástico y cabezales con filamentos de nailon dispuestos de varias formas y no necesitan carga eléctrica. A pesar de parecer que se han quedado obsoletos, nada más lejos de la realidad ya que la tecnología de sus cabezales y de sus mangos ha avanzado mucho:- Filamentos: los podemos encontrar entrecruzados y extra largos o en varios niveles, y son redondeados o con los extremos pulidos. Esto es para que puedan limpiar por todas las zonas y sin dañar las superficies mas sensibles.

    – Mangos: con diseño ergonómico y agarre especial.

    – Cabezal: generalmente afilado, y puedes encontrarlos rectos o inclinados.

    – Extras: suelen tener almohadillas para la limpieza lingual o para estimular las encías en la zona posterior del cabezal.

  2. Cepillos eléctricos: son los cepillos dentales que hacen movimientos automáticos rápidos de las cerdas del cepillo, ya sea por la oscilación (hacia atrás y adelante), o por la rotación oscilatoria (rotación horaria y antihoraria), con el fin de limpiar los dientes. Existen dos tipos de cepillos eléctricos, los recargables, a través de una base eléctrica, o los que funcionan a pilas.
    Las principales ventajas de este tipo de cepillos son:
    – La velocidad de giro del cabezal hace que la limpieza dental sea más efectiva eliminando mayor cantidad de placa bacteriana que el manual
    – No se necesita apretar para eliminar la placa bacteriana, por lo que el cepillado se hace con mayor comodidad y sin dañar estructuras bucales. Algunos modelos de cepillos eléctricos recargables llevan incorporados un sensor de presión para indicar cuando estas ejerciendo demasiada fuerza.
    – Los cepillos eléctricos recargables suelen tener diferentes modos de cepillado, específicos para dientes sensibles, pulido de superficies o masaje de encías.
    – Temporizador para ayudarte a controlar el tiempo de limpieza en cada cuadrante
    – Cabezales intercambiables

*La principal diferencia entre los cepillos eléctricos recargables y los que funcionan a pila es la potencia de la carga, ya que los recargables al estar siempre conectados a su base la carga suele ser máxima y por tanto su potencia, sin embargo, los que funcionan a pilar la potencia va disminuyendo conforme se va gastando la energía de la pila.

 

Aquí os dejamos una serie de diferencias básicas entre los cepillos:

 

CONCLUSIÓN
Una cosa importante a tener en cuenta es que hay que adaptar la técnica de cepillado al tipo de cepillo de dientes que se utiliza. Los cepillos dentales manuales requieren que el usuario realice la mayoría o toda la acción de limpieza moviendo el cepillo de un lado a otro por todos los dientes y encías. Por el contrario, los cepillos de dientes eléctricos proporcionan la acción de limpieza y el usuario solo tiene que guiarlos por todas las superficies, por lo que este método resulta más sencillo y más efectivo para muchas personas una vez que se acostumbran.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

A %d blogueros les gusta esto: